LAS CLAVES PARA NO LESIONARSE ENTRENANDO CON FRÍO

Con la llegada del frío y el invierno, también aminoran los ánimos de entrenamiento. Sin embargo, existen muchas razones para practicar deporte durante el invierno. Lo más importante antes de realizar cualquier actividad física durante las estaciones de frío, es determinar las capacidades físicas y cardiovasculares de cada persona para evitar posibles patologías y lesiones.

Estudios recientes, demuestran que correr en invierno disminuye el ritmo cardíaco hasta en 6% debido a que bombeamos menos sangre a la piel para disipar el calor. También, disminuyen los niveles de deshidratación al producir 38% menos de sudor. Ambos aspectos reducen los riesgos de afecciones cardíacas.

Por otro lado, el 32% de los corredores afirma tener un mejor rendimiento y sensación térmica cuando practican deportes en estaciones de invierno. Aumentando así, la capacidad de mantener el esfuerzo físico por más tiempo.

La temperatura ideal para practicar deporte en épocas de frío es de 10 a 11 grados centígrados. Desde Bamboo Labs te vamos a dar una serie de consejos para evitar lesiones durante el invierno.

Cómo evitar lesiones en invierno

 

Practicar deporte en invierno puede conllevar consigo una serie de lesiones si no se toman ciertos recaudos para hacerle frente a las bajas temperaturas. Una recomendación es sumarse a un grupo para evitar correr solo. 

Según los últimos estudios, es más probable lesionares en invierno que en verano. La exposición al frío puede hacer decrecer factores como la fuerza y la agilidad. Las condiciones del frío y los terrenos helados son una de las principales causas que pueden provocar lesiones.  La rodilla es la más propensa a lesiones, mientras que la tendinitis es el tipo de lesión más común entre los que practican deporte en invierno.

Para evitar estos tipos de lesiones y dolencias, se recomienda tomar complementos alimenticios, los cuales ayudan a la prevención de lesiones y ofrecen un extra de protección al organismo. 

El Colágeno de Bamboo Labs es una proteína que da elasticidad a muchos tejidos del cuerpo. Constituye un tercio de las proteínas de las articulaciones, tendones, ligamentos y huesos, dándoles flexibilidad y movimiento.

deporte invierno

 

Calentamiento

 

Para evitar lesiones durante el invierno, uno de los factores clave es el calentamiento. Con el frío,  tanto los músculos como el sistema articular se encuentran mucho más rígidos y con menor movilidad. 

Por este motivo, es fundamental realizar un buen calentamiento del sistema osteoneuromuscular, que mejore la funcionalidad y, sobre todo, qué evite que se produzcan lesiones. El tipo de calentamiento se debe de realizar teniendo en cuenta las características de cada persona. Un calentamiento normal tiene una duración media de 15 minutos, pero en invierno debería de ser de 25 minutos como mínimo. 

El omega 3 de Bamboo Labs aporta ácidos grasos poliinsaturados de pescado azul. Es importante saber que el EPA y el DHA se encuentran casi exclusivamente en el pescado y en los mariscos crustáceos. El omega obtenido de fuentes vegetales, es el alfa-linolenico y solo el 5% de este se convierten en nuestro organismo en EPA y DHA.

Evitar superfícies congeladas

 

Realizar deporte en invierno permite un entrenamiento de resistencia, ayuda a mejorar el balance y el equilibrio. Aun así, es importante tener cuidado y evitar zonas congeladas o mojadas, ya que pueden ser muy resbaladizas y peligrosas. 

Una alimentación adecuada

 

La práctica de deporte en entorno fríos refuerza el sistema inmunológico. Una deficiencia en carbohidratos puede hacer que el organismo sea más susceptible a infecciones y enfermedades. Es recomendable consumir 1 gr. de carbohidratos por cada kilogramo de peso.

Los complementos alimenticios también son una buena opción para evitar lesiones y mantener las articulaciones saludables. El suplemento alimenticio Joint Plus de Bamboo Labs contribuye al mantenimiento de las articulaciones y aporta una acción antiinflamatoria natural que reduce el dolor.

Proteger las manos, pies, cabeza y garganta

 

El hecho de tener que entrenar a temperaturas menores en cualquier tipo de deporte incrementa las posibilidades de lesionarse o padecer algún tipo de enfermedad estacional.

Estar expuesto a temperaturas bajas durante la práctica de deporte puede afectar al sistema inmunitario. El aire frío puede afectar a la garganta, lo cual puede provocar una broncoconstricción, lo que obstruye el paso del aire y dificulta la respiración. 

Por otra parte, la cabeza y el tronco son los lugares donde se disipa mucho más el calor, por esto también hay que mantenerlos abrigados.  No se deben utilizar prendas de algodón o lycra.

Estas prendas en cuestión se mojan a causa de  la sudoración y demoran en secarse. El cuerpo una vez entrado en calor, alcanza una temperatura de +10º con respecto a la temperatura ambiente.

Beneficios de la práctica de deporte en invierno

 

La práctica de deporte en invierno puede subir el ánimo de quienes lo practican, mejorando así su motivación. Por otra parte, practicar deporte nos hace más fuertes, no solo físicamente, sino mentalmente.Otro beneficio es que el frío ayuda a eliminar más rápidamente los depósitos de grasa, lo cual es muy positivo si nuestra meta es bajar de peso.

deporte invierno

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *